Irlanda 2018. Primer día

Hola amig@s!!! Y de nuevo pensando en mi viaje a Irlanda. Día 28 de mayo, empieza mi aventura desde Barcelona directa a Cork, como el año pasado. El despertador, como siempre que me voy a Irlanda, suena suuuuuuuuuuuuuuuuuper pronto, las 2:30 de la mañana. No tengo claro si eso es madrugar o trasnochar……. jaja. La cosa es que los vuelos me salen siempre sobre las 10 de la mañana ya sea desde Madrid o desde Barcelona. Y para estar dos horas antes en el aeropuerto, pues me toca coger desde Zaragoza un bus muy tempranito.

El bus me deja en Sans, y como siempre me saco el billete del cercanías, y me bajo a las vías 9 y 10 para cogerlo. Enseguida viene y marchando al aeropuerto!!. Llego y directa a facturación, y cual es mi sorpresa que en los mostradores de Aerlingus que es la compañía irlandesa, no había nadie, así que fue llegar y facturar. Me fui a pasar el control y lo mismo, llegar y pasar. Todo iba de maravilla, increible!! Una vez pasado el control me voy a buscar la puerta de embarque Y55  la misma que el año pasado. Este vuelo a Cork se ve que sale siempre desde la misma puerta. Como aún queda un ratico, busco un sitio donde tomar un café, y allí me quedo hasta que casi son las 9;30 hora en la que ponía que iban a abrir las puertas. Yo como me cojo prioridad de embarque, pues la primera en la fila que estoy jeje. Abren y ya entramos los “preferentes”, y al llegar al avión, pues que fui la primera en entrar, no me había pasado nunca!! Es como coger un vuelo privado jaja. Si, si, tal cual, lo que pasa que luego se va llenando. Eso si, estos aviones son más pequeños que los de Ryanair, y al ser mayo, no se llenó mucho. De hecho,  los dos asientos al lado de el mío, no se sentó nadie, así que estuve bien ancha.

El vuelo se pasó sin incidentes importantes, y saliendo del aeropuerto a la derecha, está la parada del bus que te lleva a Cork City. Tienes que sacar el ticket en una máquina que hay allí mismo, ya fuera en la calle, y nada a esperar. Recuerdo que el año pasado estuve esperando más de media hora, pero este año en cuestión de 5 minutos ya vino el bus. Esta vez me paré cerca del centro, porque el año pasado, como no conocía las paradas pues me fui a Parnell Station y luego andar un cachín.

Ya en Saint Patrick Street, voy a la parada del 208 que me lleva al Bed and Breakfast. Es la tercera vez que repito este B&B, y es la tercera vez que estoy en la misma habitación, en la que no ha cambiado nada desde hace tres años. Incluso el cable de la lámpara de la mesilla sigue teniendo un apaño con celo que no da ninguna confianza para encerderla. Pero la enciendo… y de momento no ha pasado nada jajajaja. Me recibió la dueña, pero el que más me conoce es el señor. Cuando me vea otra vez va a pensar que he pedido la nacionalidad irlandesa como mínimo. Imagino que mañana le veré en el desayuno. Que por cierto, antes de que se me olvide mencionarlo, mañana me he pedido irish breakfast. Pues si, porque yo lo valgo.

nor

Descanso un poquito, y me bajo al centro andando para dar un paseo, y sufrir este terrible calor que está haciendo en este país…….. pero a ver……. dejo Zaragoza con unas lluvias torrenciales, y llego a Irlanda y hace calor. Qué está pasando en el mundo???? Increíble, pero cierto. Calor, calor…….. Yo que venía buscando el fresquito….. Enfin, me doy una vuelta y entro al English Market a comprar algo de fruta a las chicas españolas a las que les cojo todos los años algo. Me encanta este lugar, está genial. Hay de todo, y puedes ver que está tan ordenado, limpio…… precioso. Pero, estaban cerrando……. las 17;30, si… cerrando.

IMG_5622IMG_5621IMG_5636

Así que ya poco a poco decido volverme a mi habitación, porque desde las 2:30 de la madrugada que me ha sonado el despertador, pues como que tengo ganas de cerrar los ojos un rato. Me tomo un poco de fruta y un puñado de frutos secos, ducha y a dormir. Mañana será otro día.

Os espero!!!!

 

Anuncios

Baltimore, Dingle, Waterford y Dublín. Día 1. 2017

Hola a todos, otro año más, desde tierras irlandesas!!!

IMG_20170702_112542[1]

Hoy ha comenzado mi viaje a Irlanda 2017. Y bien temprano, porque a las 2:30 de la mañana me ha sonado el despertador. Tenía que levantarme tan pronto pues el autobús a Barcelona me salía a las 3:35. El vuelo a Cork desde Barcelona era a las 10:25 y como hay que estar con tiempo, pues calcular…. no me ha quedado otra. Pero no pasa nada, he estado durmiendo toooooooodo el trayecto.

Este año tengo pensado empezar por Baltimore. Para ello, he cogido un vuelo, esta vez con Aerlingus, desde Barcelona directo a Cork. ¿Y por qué Cork?. Está cerquita de Baltimore, y para poder trasladarme hasta allí, he tenido que hacer una noche, pues hasta el lunes por la mañana no salen los autobuses a Baltimore. Y aquí estoy, escribiendo esta entrada desde la misma habitación en la que me hospedé el año pasado. Parece que no ha pasado el tiempo, vuelvo a estar aquí…… El B&B se llama Lisadell House en la calle Western Road, incluye desayuno, y puedes elegir irish breakfast. Y como he llegado prontito, me he bajado por la tarde al centro de la ciudad a dar una vuelta y a comprar algo de cena y fruta.

IMG_20170702_145551[1]

Como he comentado antes, era mi primera vez con Aerlingus y la verdad que fenomenal. El trayecto se me ha hecho muy llevadero, además de que justo a mi lado se había sentado una chica de unos 13 años, que casualmente era de Zaragoza también, y nos hemos puesto a charlar bien a gusto. Ella iba con un grupo de chavales, y van a pasar un mes en  Cork estudiando inglés. Genial!!!

Una vez que he llegado a Cork, he ido a esperar al autobús 226 que es el que te lleva al centro de la ciudad. Los domingos la frecuencia es de casi una hora. Entre semana van mejor (por lo que he leído). Así que he tenido que esperar unos 40 minutos más o menos pero bueno, he aprovechado para sacar mi bocata que ya hacía muchas horas que me había levantado y tan sólo me había tomado un café con leche.

El autobús 226 me ha dejado en Parnell Place Bus Station , y de allí he ido andando hasta la calle principal, Saint Patrick Street, en donde me acordaba que el año pasado cogía el 208 para llegar hasta el B&B. Por que iba con maleta sino, voy andando. Así que eso, me he cogido el 208, con mi maletica y mi mochilica y el billete vale 2,20€, hasta ahí todo bien. Los conductores de Cork si que dan cambio, al contario que en Dublín que hay que dar el dinero exacto. Así que ni corta ni perezosa le he sacado un billetico de 20€ al señor conductor, y me dice: No tengo cambios. Y claro, yo le he dicho: ah, pues tengo que bajarme no? cambio y me subo al siguiente. Y me dice: no no, sube, tranquila, ya cambiarás, no te preocupes. Y si… he subido gratis…. tal cual… Yo pensaba que quizás no le había entendido bien, pero si si, me ha dejado pasar jajajajajaja. Anécdotas…… Los irlandeses son así. Algo que no se me pasa por la cabeza, pero ni pensarlo, que pudiera ocurrir en mi ciudad, por ejemplo. ¿A qué no? Pues aquí si.

Así que tan sólo me he dado un vuelta por el centro de la ciudad, dando un paseo desde el B&B ida y vuelta (unos 6 km), y ya me he venido a descansar, porque ya voy notando el bajón. Normal.. llevo buen tute hoy.

Mañana, destino Baltimore!!! Qué ganas.

See you!

Cork, Galway y Dublín 2016 Primer día

 

Hola a todos!

De vuelta en Irlanda, en la Isla Esmeralda. Comienza una aventura por tres de las ciudades más importantes y sus alrededores.

Hoy el despertador ha sonado muy pronto, a las 2:15 de la mañana. Tenía que coger un autobús al aeropuerto de Madrid, y el vuelo a Dublín salía a las 10:35 por lo que tuve que cogerme el autobús de las 3:20 desde Zaragoza a Madrid. Qué sueño!!!

Mi destino de hoy es Cork, y como los vuelos directos a Cork desde Barcelona salían un poco caros, elegí al final volar a Dublín y allí coger un autobús a Cork. Y así fue. Una vez en el aeropuerto y de cambiar de Terminal, facturé la maleta y pasé el control más rápido que nunca. Me tomé un café tranquilamente y me fui a la puerta B30 que es donde tenía que esperar a que llamaran para el vuelo. La gente empezó a hacer fila, pues ya se acercaba la hora de embarque 9:55 pero yo como me cogí el billete con prioridad de embarque, fui tranquila. Había un montón de chavales que iban a un viaje de estudios y que casualidad, eran de Zaragoza. Se sentaron a mi lado dos chicos y me contaron qué iban a hacer durante la semana que iban a estar en Dublín. Yo les conté que les encantaría, que es una ciudad preciosa… qué les iba a decir verdad? con lo que me gusta Dublín jaja.

IMG_20160616_113048

El vuelo fue tranquilo (me dormí en varias ocasiones) y la verdad se me hizo corto. Llegamos y fui volando a coger mi maleta. Tenía a la 13:30 el billete para coger el Aircoach a Cork y eran las 12:20. Salí fuera del aeropuerto, ya con mi maleta (fue todo rapidísimo) y fui a ver dónde estaban las paradas de los Aircoach. Justamente iba a salir el anterior, el de las 12:30. Hablé con el conductor y me dejó subir en éste, así que llegué a Cork una hora antes de lo previsto. Genial!. El viaje también fue tranquilo (me dormí), pero mis piernas ya estaban destrozadas: autobús de Zaragoza a Madrid (3 horas y 45), vuelo de Madrid a Dublín (2 horas 45), autobús de Dublín a Cork (3 horas y media)… lo entendéis, verdad?.

En el trayecto de Dublín a Cork hubo una anécdota con el conductor. De repente cogió el micrófono y dijo: perdonar unos minutos pero necesito ir al baño. Voy a parar aquí en el arcén y enseguida nos vamos. Si, el autobús llevaba baño incorporado y fue decirlo y todo el mundo nos echamos a reir. Pasó por el pasillo y él también reía. Fue muy gracioso pero es que los irlandeses son así, felices de la vida jajaja.

Ya en Cork, y ni me lo creía, me fui andando hacia el B&B que tenía contratado. Me marcaba en google 20 minutos andando más o menos, pero con la mochila y la maleta se me hizo eterno.. no llegaba nunca. Ahora sé que hay un autobús que me hubiera dejado en la misma puerta, pero bueno, andar es bueno. Llegué al B&B y me atendió el dueño, un señor muy agradable y simpático que se desvive por sus customers. Me contó que había estado en Zaragoza y me preguntó: por ahí pasa el Ebro verdad?. Me dejó sorprendida, qué majo!. Me llevó a mi habitación, súper bonita, con una cama de 1,35, un armario, y ducha. El baño lo tengo fuera, pero es sólo para mi. Las demás habitaciones son más grandes  y tienen el baño dentro. Vamos, que para mi suficiente, yo encantada.

 

El B&B se llama Lisadell en la calle Western Road. Lo recomiento 100%, un trato familiar, tranquilo, desayuno incluido (irlandés si quieres) que no le falta de nada: café o té, cereales, fruta, zumo, tostadas, pan de soda, mantequilla, mermelada, bizcochos….

Saqué de la maleta la ropa para colgarla, y le pregunté al dueño si había autobús para bajar al centro (porque otra vez todo ese cacho con lo cansada que estaba no lo hago), y me dijo de coger el 208. Aviso, en Cork los conductores SI dan cambio, no como en Dublín que tienes que echar el dinero justo. Eso sí, sube uno a uno, si tienes dudas ahí está parado esperando a contestarte todas tus dudas, y nadie, repito nadie, se altera por ello. Así son los irlandeses. Me imagino esta misma situación en Zaragoza y ya alguien hubiera protestado, seguro. Me encanta esta gente.

Bajé al centro a dar una vuelta pero era tarde, y estaba todo cerrado. Bueno, con “era tarde” me refiero que eran las 6 de la tarde, y sí, todo estaba cerrado…. aún así me di una vuelta, me compré una ensalada y sandwich para cenar y me volví al hotel. Duchita y después de leer un ratito me entró un sueño que para qué y me fui a dormir. Era pronto, las 10 de la noche pero necesitaba descansar, así que cerré cortinas y todo lo que pude porque ya conocemos el problema con la luz y a dormir. Eso sí,  a las 5 de la mañana vaya lucero!!! jajaja.

Mañana más!!